Por qué la dicotomía optimista-pesimista es un sinsentido

 

Recuerdo mis años en la universidad con mucho cariño, pero no sólo porque estudiaba cosas que en general me gustaban y me interesaban, sino también por lo bien que me lo pasaba con mis compañeros. Había uno de ellos que yo siempre le tachaba de pesimista porque tenía una cierta tendencia a ver la botella medio vacía y a pensar que si las cosas podían salir mal, era probable que salieran mal. Yo sin embargo era todo lo contrario, tendía a ver la botella medio llena y a pensar que si las cosas podían salir bien, saldrían bien. Era curioso vernos cuando nos enrocábamos cada uno en nuestra visión de la vida y nos “acusábamos” el uno al otro de nuestra posición existencial. Cada vez que él empezaba con su ramalazo “pesimista” y nos contaba que iba a suspender tal o cual asignatura, o que algún otro percance le iba a ocurrir, yo le decía: “Eres un pesimista”, a lo que él una vez me contesto: “Y tú un optimista. Pero sabes qué te digo, que un pesimista es un optimista bien informado”.

 

37095788 - couple

 

Supongo que en aquel entonces no le di mayor importancia al comentario y seguí con mi tendencia a ver la botella medio llena. Sin embargo, por el motivo que sea, esa frase se quedó grabada en mi memoria, mucho más que las cientos y cientos de cosas que tuve que estudiar y que hoy, en su gran mayoría han quedado como posos en el saco del olvido. En aquella época no podía yo imaginar que mi vida iba a tomar el rumbo que luego tomó, y que el pensamiento y cómo lo enfocamos iba a ser algo de lo que acabaría escribiendo y enseñando. Quizá, en lo profundo de mí algo ya atisbaba y por eso ese comentario que quedó grabado en mi memoria y cómo se hace una Transformada de Fourier (una herramienta matemática para el tratamiento de señales de telecomunicaciones) ha pasado al olvido.

Continuar leyendo


Dotar a tu trabajo de un propósito elevado

 

Ganarse la vida es obviamente un propósito de nuestro trabajo. Para muchas personas también lo es hacer una carrera profesional. Sin embargo, estos no son los dos únicos propósitos que pueden darle sentido al trabajo que hacemos cada día. Esto es algo que saben muy bien todos aquellos que se dedican a profesiones y trabajos de ayuda y bien social. En estos casos es este último propósito el que dota a su trabajo de un gran sentido y el que les proporciona un gran disfrute.

 

Dotar a tu trabajo de un proposito elevado

 

En ocasiones he utilizado alguna vez en mis programas y conferencias una historia que ilustra esto muy gráficamente. Se trata de un hombre que pasa por una calle donde hay una obra en la que están trabajando un grupo de obreros. Se acerca a uno de ellos que no parecía estar disfrutando mucho de su trabajo y le pregunta qué está haciendo, a lo que este le responde: Pues no lo ve, estoy poniendo piedra sobre piedra”. Camina unos pasos y le hace la misma pregunta a otro que parecía un poco más animado, a lo que este le responde: “Pues estoy haciendo una pared”. Camina otros pasos más y ve a otro obrero que parece muy contento y animado, e intrigado le pregunta: “¿Qué está haciendo usted?” a lo que el obrero le responde: “Estamos construyendo una catedral”.

Continuar leyendo


Divertirte en el trabajo

 

Hace un tiempo realicé un programa formativo con directivos de una importante empresa española, con el objetivo de ayudarles a mejorar su rendimiento en el trabajo. Al finalizar el programa les regalaba un libro titulado Fish. Este libro es una historia ficticia que trata sobre la transformación que se produce en el departamento administrativo de una empresa de seguros que si por algo se caracterizaba era por el ambiente aburrido, gris y deprimente, al decidir las personas que en él trabajaban transformar su trabajo y su día a día en algo divertido y lleno de energía y de vitalidad. La inspiración para escribirlo provino de una pescadería de Seatle, en Estados Unidos, en la que los empleados un buen día decidieron divertirse en su trabajo.

 

Divertirse en el trabajo

 

Les regalé este libro para mostrarles cómo el factor diversión en el trabajo impactaba no sólo en el disfrute que experimentamos, sino también en los logros que conseguimos. La moderna rama de la psicología llamada Psicología Positiva ha mostrado con evidencia científica cómo cuando nos sentimos bien nuestras habilidades y conocimientos se despliegan con mayor potencia y tenemos mayor capacidad para lograr nuestros objetivos y metas.

Continuar leyendo


El desarrollo como vía de disfrute

 

Al igual que parece que los seres humanos traemos “instalado” de fábrica el deseo de felicidad, también traemos el impulso hacia el crecimiento y el desarrollo. Cuando somos niños esto es evidente no sólo desde el punto de vista físico, sino también del mental.

 

El desarrollo como via de disfrute

 

En esos primeros años de nuestra vida, nuestra curiosidad es infinita y somos, como se suele decir en términos populares, verdaderas esponjas que absorbemos todo cuanto se pueda aprender. Sin embargo, a medida que nos vamos haciendo adultos, ese fuerte impulso hacia el aprendizaje suele perder intensidad; quizá es producto de cómo funciona el sistema educativo, o quizá es sencillamente que nos acomodamos en el círculo de lo conocido y el músculo de la curiosidad pierde fuerza y se nos queda un poco flácido, al igual que nos pasa con músculos del cuerpo que no usamos. Sin embargo, aunque nuestra curiosidad y deseo de aprender puedan perder fuerza con el paso de los años, eso no implica que el crecimiento y el desarrollo dejen de ser impulsos de nuestra naturaleza; sólo significa que nos desconectamos de ellos.

Continuar leyendo


Retos para el disfrute del trabajo

 

¿Quién no conoce hoy en día a Google? Esta empresa ha pasado a formar parte de la vida de casi todos nosotros, ya sea porque usamos su buscador, un teléfono inteligente con el sistema operativo Android, o los múltiples servicios gratuitos que ofrece como el correo electrónico Gmail o la aplicación Google Earth para ver casi cualquier lugar de nuestro planeta. Pero Google también es conocida dentro del mundo empresarial como una empresa que año tras año aparece en la lista de mejores empresas en las que trabajar elaborada por una consultora independiente y basada en las opiniones de los empleados. Esto obviamente tiene que ver con las políticas de recursos humanos que tiene esta compañía, pero tiene mucho más que ver con el disfrute que experimentan sus empleados en el trabajo. La mayoría de ellos son ingenieros, y su trabajo está basado en enfrentarse a retos constantemente, los retos que supone desarrollar nuevas aplicaciones.

 

Retos para el disfrute en el trabajo

 

El psicólogo Mihaly Csikszentmihalyi, uno de los mayores expertos mundiales en el disfrute, nos explica en su excelente libro Fluir que cuando aplicamos nuestras habilidades y capacidades a retos adecuados a éstas, entramos en un estado mental placentero que él llama “fluidez”. Esto es lo que les ocurre a los ingenieros de Google cuando están trabajando en el desarrollo de un programa o aplicación software, y también lo que les ocurre a los tenistas cuando están totalmente metidos en un partido buscando la victoria, o lo que les ocurre a los abogados cuando están inmersos en los detalles de un caso buscando la manera de ganarlo.

Continuar leyendo


¿Deseas más vitalidad? Actívate físicamente

 

Charles Darwin hizo una aportación fundamental al conocimiento que tenemos de nosotros mismos y de la vida en el planeta Tierra. De sus investigaciones concluyó que todas las especies vivas, incluida la especie humana, somos producto de un proceso evolutivo. Esto es algo que al igual que el principio básico de la energía, todos hemos estudiado en el colegio. Sin embargo, lo que quizá no quedó tan claro cuando nos lo explicaron es que durante el noventa y nueve por ciento de nuestra existencia como especie hemos llevado una vida físicamente activa, y por lo tanto nuestro cuerpo está diseñado para vivir físicamente activo, y agradece y se vitaliza con la actividad física. Los médicos no se cansan de decirnos lo importante que es el ejercicio para nuestra salud. Y es verdad, hoy en día las evidencias científicas que lo prueban son innumerables; pero no es sólo salud lo que nos proporciona.

 

9332385 - woman exercise on the abstract background

 

Hace unos años pasé un mes en un centro dedicado al desarrollo y al crecimiento personal en California. En su programa de actividades incluían clases de movimiento y expresión corporal a las que decidí asistir para comenzar cada día. Los primeros minutos siempre me costaban un poco; mi cuerpo estaba todavía, como se suele decir, con el biorritmo bajo. Sin embargo, en el momento en que empezaba a moverme, a activarme y a conectar con el ritmo de la música todo cambiaba y mi energía empezaba a fluir. Al terminar la clase siempre me sentía lleno de vida, vital, lleno de energía y dispuesto para sacarle al día todo su jugo.

Continuar leyendo